Elaborar tu primer currículum se dice fácil, pero a la hora que abres Word para empezar a hacerlo, no se te ocurre nada que poner más que CURRÍCULUM VITAE en la letra lo más grande que se pueda y todos los datos personales que se te ocurren (CURP, tipo de sangre, etc.) para que la hoja no se vea tan vacía y procurar que no se note tu poca (o nula) experiencia laboral.

Hace muchos años, una amiga me enseñó su currículum y decía cosas como: “1998 – me entrevistaron para tal puesto pero no me quedé”, “1999 – casi me contrata Bimbo de México”. etcétera. Suena a broma pero no lo es, a la mayoría de nosotros nadie nos enseñó qué se pone en un currículum y aprendemos a fuerza de ensayo y error.

El currículum es un tema muy amplio así que dedicaré varios posts a hablar de ello.

Hoy te daré los puntos básicos para empezar a hacer tu currículum.

De la vista nace el amor. 

Lo primero es que tu currículum debe estar presentable. Siempre debe estar hecho a computadora, nunca a mano, y en un formato compatible para los reclutadores: Word o PDF. Nunca lo guardes como imagen y menos en Excel (sí, les juro que lo he visto). Algunos usuarios de Mac lo tienen en formato iPages o cualquier otro procesador de palabras. Aunque el puesto sea en un área de diseño, lo más seguro es que el primero que lea tu CV sea alguien de Recursos Humanos, así que asegúrate de que pueda abrirlo.

Aprovecha la tecnología y antes de empezar a escribir, busca una Plantilla o Template para tu CV. ¿Qué es esto? Siemplemente es un formato que ya tiene algo de diseño y campos establecidos que llenar. Esto hará más fácil el proceso y te ayudará a que quede con mejor presentación. Word trae algunos básicos, pero si quieres algo diferente puedes buscar en el sitio web de Office(necesitarás abrirlo desde Internet Explorer para descargarlo).

Antes de descargar una plantilla, asegúrate que permita que tu información quepa en una sola hoja y que tenga los espacios que necesitas, digamos, si no vas a poner tu foto, no descargues una plantilla que incluya ese espacio:

Información básica. 

Lo que tu currículum siempre debe incluir:

  • Objetivo profesional: Refleja lo que buscas profesionalmente. Debe ser atractivo a la empresa, así que cuida tus palabras. Si pones “aprender”, suena a que no sabes, si pones “contribuir con mis conocimientos” da una impresión más positiva.
  • Tu nombre. Debe ir en la parte superior y ser claramente visible. Ya no estás en la escuela, entonces no lo pongas por apellido.
  • Datos de contacto. En la parte superior y claramente visibles, al menos deben incluir: teléfono de casa (o número para recados), teléfono celular y correo electrónico.
  • Carrera o puesto profesional. Puede ser sólo tu grado (Lic. en Negocios Internacionales) o sí ya tienes experiencia, puedes especificarla y queda mejor, por ejemplo: Lic. en Mercadotecnia con experiencia en compras industriales.
  • Último grado que estudias o estudiaste. Si estás por salir pon la fecha de egreso, no el semestre o cuatrimestre. (Si a un reclutador le pones 8° cuatrimestre, no sabe si es 8 de 9, 8 de 12, etc. Lo que le interesará es cuándo terminas). Si tienes posgrados, diplomados o especialidades.
  • Fotografía: SÓLO SI LA VACANTE LO SOLICITA. Debe ser una foto profesional (no selfie) y que te haga lucir bien (evita usar la foto que te tomaste para el título, tendemos a salir tétricos).
  • Edad: sólo si consideras que te favorece. Cuando eres muy joven (o mayor de lo que pide la vacante) es mejor que no la pongas. El currículum es una herramienta de venta, así como un Gansito no se vende diciendo que engorda, tú tampoco pongas en tu currículum algo que no te beneficia.
  • Idiomas y paquetería digital: clasifica tu nivel como básico, intermedio o avanzado.
  • Trayectoria laboral, empezando por la más reciente y de ahí hacia atrás. Que incluya el tiempo en el que permaneciste en cada uno (año y mes de inicio y fin). No sólo pongas tus actividades, asegúrate de que destaquen tus logros principales: “Atención diaria de hasta 1000 usuarios, resolviendo problemas en el 90% de los casos” es mejor que “atención a clientes”.
  • Logros académicos y/o deportivos. Si no tienes experiencia, es válido poner logros relevantes en otros ámbitos.

Qué NO incluir:

  • “Currículum Vitae”. No lo pongas, no hay necesidad, sabemos que eso es.
  • Más de una hoja. A menos que tengas muchísima experiencia profesional y TODA sea relevante, no es necesario incluir más.
  • Toda tu educación: primaria, secundaria, hay quienes quieren poner hasta maternal. Lo mejor es poner sólo tus grados a nivel profesional y posgrado. El bachillerato puedes incluirse si saliste con una certificación (bachillerato técnico).
  • Tu cuenta chistosona de correo, ser sexychk69@hotmail.com te resta seriedad.
  • Tu biografía: “Nací en 1995, mis padres son Jaime y Margarita, blah blah blah…” un currículum debe ser conciso y concreto, atente a eso.
  • Tus pretensiones económicas. Si te lo piden, maneja un rango (en otro post hablaré acerca de cómo calcular el rango de sueldo que debes pedir).
  • Mentiras. Todo sale a la luz eventualmente, una cosa es resaltar lo positivo y minimizar lo negativo, otra cosa es mentir garrafalmente.

Espero te haya sido de utilidad, ¡éxito y suerte!